25 de febrero de 2015

OVNIS EN IRAN * EPOCA DEL AYATOLLAH JOMEINI

OVNIS EN LOS CIELOS DE ALA

Generalmente existe poca información referente al fenómeno de los Ovnis en países islámicos. 
Aunque si somos curiosos encontraremos en sus leyendas milenarias increíbles alusiones a seres fantásticos, genios y espíritus de todo tipo, que conviven con los seres humanos, además de otro tipo de fenómenos que podríamos definirlos como anómalos en aquellos cielos de Alá.

Los hechos que nos interesan ocurrieron en Irán en el año 1976 y pasaron totalmente desapercibidos para la gran masa de lectores del mundo entero, seguramente por las tensiones existentes entre Irán y los Estados Unidos en aquellos años. La situación era bastante alterada en aquel tiempo, sobre todo en el campo social y religioso, lo cual desencadeno en una revolución de carácter islámico en el año 1979 y que se conoció en todo el mundo por la figura del ayatollah Jomeini. (ayatollah, castellanizado = Jefe Espiritual)

Gracias a Charles Buffer, miembro del CUFOS (Center of Ufo Studies) organismo fundado por Joseph Allen Hynek, en los años sesenta, este investigador, aferrándose a una ley de aquellos años recientemente instaurada en el país del Norte, denominada "Freedom of Information Act", obtuvo del Pentágono los informes militares de aquellos años, que los servicios de inteligencia emitieron en Irán. Esta información fue publicada en Enero del año 1978 en el Internacional UFO Reporter, órgano oficial de CUFOS y en ella nos basaremos para este trabajo.

En este informe se determina claramente que el día 19 de Septiembre de 1976 a media noche (00,30 horas) en la barriada de Shemiran de Teherán, varios ciudadanos observan objetos no identificados sobre la ciudad. Este episodio preliminar es luego seguido por varias llamadas más, de diferentes partes de la ciudad y queda registrado que las personas definen "cuerpos similares a los de grandes aves", también hay personas que hablan de extraños helicópteros. El oficial de guardia que recibe los llamados queda intrigado y comunica a la torre de control de Mehrabad estos acontecimientos, incluso este mismo oficial logra ver un objeto luminoso y que determina como desconocido, nunca una estrella como pensó inicialmente. El objeto observado es mayor que el de un astro convencional y su tamaño y brillo se hace notar de 70 millas de distancia.

Debido al revuelo que ya alcanzaba en medios oficiales estos llamados y dados la suspicacia emocional y social existente en la zona, a las 01,30 de la madrugada despega un F-4 de la Fuerza Imperial Iraní (IIRA) de la base Shahroki. Esta base está bastante distante del lugar de la observación de los objetos, dista casi 210 kilómetros, pero el informe dice claramente que este avión al estar a unos 40 kilómetros de los objetivos a investigar, de repente y sin aviso previo, su piloto observa que todas sus comunicaciones de paralizaron, lo que le hizo volver rápidamente a la base. También queda registrado en el informe que una vez el avión regresaba sus aparatos comenzaban a funcionar perfectamente.

Dados los acontecimientos, se envía un segundo avión de reacción. En parte de este informe puede leerse textualmente:

"El operador electrónico de a bordo establecía un contacto de radar a 27 millas náuticas y a las 12 horas en posición elevada con VD (rateo de aproximación) a 150 millas náuticas el objeto se movía en la pantalla de radar, manteniendo inalterado dichos desfase"

Las observaciones y estudios de radar determinan que el objeto al cual se pretende estudiar tiene el tamaño de un Boing 707 de transporte, posee una intensa luminosidad, lo que hace difícil apreciar detalles con fiabilidad certera. Posee luces que se podrían comparar a las halógenas actuales y son diferentes los colores apreciados, además de parpadear continuamente. Según estas luces se puede determinar una forma cercana a un rectángulo. Las luces que predominan son de color azul, verde, rojo y anaranjado.

Siguiendo con el informe consultado, cada vez que el F-14 intentaba una aproximación más cerca del objeto luminoso, este se aleja rápidamente y la distancia vuelve a ser la misma entre el avión y el ovni. La parte más crítica del informe es, cuando se deja la constancia de un segundo objeto que sale del Ovni, este último de dimensiones estimadas entre la mitad y un tercio de las aparentes de la Luna. Este segundo objeto se dirige a gran velocidad hacia el F-4 y el piloto del avión determina usar un misil AIM-9, pero, el panel de control de armamento a bordo no responde. También los sistemas de comunicación UHF e Interpone están fuera de servicio. Ante esta situación, el piloto intenta la fuga mediante una maniobra de evasión y el Ovni regresa a su base brillante, como si estuviera satisfecho de su acción.

Mientras tanto, otro pequeño Ovni es detectado separándose del Ovni más grande y dirigirse a tierra a gran velocidad, incluso se detectó una fuerte explosión. En esos mismos momentos se logro ver una gran área iluminada, alrededor de dos o tres kilómetros cuadrados.

El piloto decide dirigirse al aeropuerto de Mehrabad, donde nuevamente logra determinar una serie de interferencias en la banda de UHF. Un avión comercial que se encontraba en esos momentos en el Aeropuerto de Mehrabad, también detectó inexplicables alteraciones en las comunicaciones instrumentales. Sin embargo, los pilotos no vieron nada anormal en el cielo en el momento de producirse estas alteraciones. En cambio, sí lograron determinar a una altura aproximada de unos 10.000 pies una figura cilíndrica y del tamaño de un misil de tierra, con brillantes luces fijas en los dos extremos, y una parpadeante en el centro. Este objeto fue localizado por la torre de control de Mehrabad y nunca ha tenido una explicación satisfactoria, ni el ámbito técnico ni en el militar.

El documento en cuestión nos habla de testimonios civiles que resultaron ser de notable 

importancia de lo acontecido. Según estos testimonios a que nos atenemos, los pilotos de los dos F-4 que participaban en este extraño suceso fueron conducidos a bordo de un helicóptero a la zona donde supuestamente habría ocurrido el impacto o la explosión del pequeño Ovni que salió del Ovni nodriza.

Una inspección del terreno no encontró nada anormal, pero si se detecto una clara señal acústica, que provenía de una casa con jardín. Los testigos de ese lugar testimoniaron un fuerte ruido acompañado de una luz intensa, como un rayo......

Este caso deriva a los anales de la historia ufológica, sin explicación alguna. Sólo Philips Klass, escéptico y detractor de todo lo que huela a las siglas Ovnis, encontró las mismas explicaciones de siempre a estos hechos. Las causas según Klass serían deficiencias de mantenimientos en los radares del Aeropuerto y en el panel de control de los aviones, y los pilotos habrían perseguido una estrella o algún meteorito ya que aquellas noches se esperaban. ¿Es tan simple la explicación? No lo sabemos. Ni Philips Klass, ni nosotros.

Lo anterior no es el único caso reportado de países árabe. En fecha 28 de Febrero de 1953 a las 18, 40 horas el ingeniero de la Sardie-Carpentier, quien trabajaba en las instalaciones eléctricas del Aeropuerto Internacional de Beirut-Khalde, en el Líbano, vio pasar sobre su vivienda una verdadera flota de Ovnis a la cual observo perfectamente junto a unos amigos la Señorita Aubry y el matrimonio Le Boydre, además de varios ciudadanos más de origen árabe.

Los objetos demoraron casi tres minutos en cruzar los cielos hasta perderse en el horizonte y su diámetro se hallaba comprendido entre 1/5 y 1/10 del diámetro aparente de la Luna llena. No se escucho ruido, ni silbidos. Los objetos contabilizados fueron doce. Aquel día no había ningún globo meteorológico registrado por las autoridades de Beirut, ni en toda la zona en cuestión.

Este testigo siendo una persona muy calificada para identificar aviones, pues sobre su casa pasaban la mayoría de los vuelos del aeropuerto de Beiryut-Khalde, pudo distinguir claramente, primero un objeto sobre su edificio, luego dos más se situaron cerca. Uno en el cenit y el otro a mitad de distancia. La descripción de un disco refiriéndose al primero que vio, con un entorno muy definido y de un color rojo muy intenso, hace al ingeniero Daurces llamar a algunos vecinos que vivían en el mismo edificio. Estos objetos pasan sobre la vertical de la casa, en línea recta, diez grados hacia el noreste. Su distribución en el cielo era de mantener una distancia más o menos regular, sobre una misma línea. El tiempo de observación, según el testigo fue de unos tres minutos aproximadamente, hasta que decidió ir a buscar unos potentes binoculares que tenía en casa.

La sorpresa de los testigos de aquellos tres objetos que se perdían en el horizonte fue mayor, pues a unos instantes de lo relatado vieron pasar diez objetos con igual trayectoria que los anteriores, y otros dos paralelos, unos 10 grados por sobre el horizonte.

La descripción de los testigos principal es bastante firme y concreta, además de sus vecinos y amigos que se incorporaron al avistamiento masivo final. La observación duro hasta las 19,10 horas y no se percibieron ruidos de ningún tipo, aunque Daurces agregó que le pareció distinguir un rastro de humo o de vapor. Este último de la detalle de la observación, ha tenido como consecuencia que más de un investigador a expresado que podrían haber sido armas secretas en prueba del Ejército del Líbano, que en aquellos momentos contaban con una intervención acusada de Francia, y esto confundió al ingeniero Daurces, pero sobre este asunto no hay nada concreto aún, más aún, Daurces dice que él estaría en conocimiento de esta nueva tecnología por el trabajo que desempeñaba en el mismo aeropuerto.

Un periódico de la ciudad también registró dos llamados telefónicos de lectores que confirmaban la observación a las 19,00 horas y durante media hora de estos misteriosos objetos en los cielos de Beirut. Estos llamados avalarían los testimonios de Daurces y sus vecinos, pues concuerda la hora y la localización del lugar de los hechos.

Queden estos antecedentes para información general de que el fenómeno Ovni, indistintamente de la raza, religión o medios sociales donde se presenta deja la misma estela de curiosidad, misterio, y muchas dudas. Tanto sea para las personas que observan el fenómeno, como para los investigadores, autoridades, y también escépticos. Las razones y explicaciones lógicas aún no las tenemos y menos la Verdad que no es patrimonio de nadie en particular.

Bibliografía consultada y relacionada con el tema:
- Archivos de la Center of Ufo Studies (USA)
- Archivos personales de Allan J. Hynek
- Enciclopedia Dossier X - España (dirigida por Roberto Pinotti)

Link de apoyo:
CRECE LA "FIEBRE" DE OVNIS EN IRÁN
ESTADOS UNIDOS ESPIÓ A IRÁN EN ABRIL DE 2004
IRÁN Y RUSIA CREAN ESCUDOS ANTI OVNIS
OVNIS SOBRE IRÁN

Por: Raúl Núñez G. (Coordinador IIEE Delegación Chile)
Publicado en la WEB del IIEE de Chile en el año 2004