2 de diciembre de 2014

UNA LOCURA LINDA ... SERGIO ALCAYAGA EN MEXICO

“TOMÉ EL PRIMER AVIÓN PARA DESPEDIR AL ÍDOLO DE MI INFANCIA”, LE DIJO A LOS PERIODISTAS EL INGENIERO ELECTRÓNICO SERGIO ALCAYAGA.

Esta noticia podrá sorprender a muchas personas pero quienes lo conocemos, compartimos y nos relacionamos con Sergio, sabemos como es, y no nos ha tomado de sorpresa. Lo sabíamos que su corazón es tan grande que era imposible que permaneciera quieto luego de la noticia de la muerte del ídolo de su infancia. Es nuestro colaborador asiduo, criticado por algunos pero nosotros sabemos que tenemos como amigo sobretodo ...  una verdadera joya de persona.


No podía ser de otro modo. En el funeral, aunque sin estar en el ambiente más íntimo del sepelio, figuraba un chileno.

Se trata de Sergio Alcayaga, quien enfundado en una camiseta del personaje “Chapulín Colorado” y luciendo una gran bandera de su país, viajó expresamente a la capital mexicana para dar su último adiós a su ídolo Gómez Bolaños.
“Tomé el primer avión que encontré solamente para despedir a 'Chespirito', mi ídolo de infancia. Todo lo que podría decir de él es poco", dijo a periodistas este ingeniero electrónico de 41 años.

"Hasta pronto Chavo. No te vayas sin tu torta de jamón", rezaba otro cartel que llevaban dos ancianos que trajeron al panteón un sándwich de jamón como una ofrenda para Gómez Bolaños.
A TVN le contó que se gastó un millón de pesos para poder estar cerca de la ceremonia, a la que nadie tuvo acceso, salvo las personas indicadas por Televisa.

Con flores y regalos, los fans esperaron afuera del cementerio, junto con representantes de la prensa de varios países de América Latina, y se quejaban de que una treintena de policías les impedía la entrada al panteón.
“No nos dejaron pasar a acompañarlos en el dolor. Parece que no todos somos iguales y, si no fuera por todos los pobres, ‘Chespirito’ no hubiera llegado donde llegó”, dijo a la AFP con lágrimas en los ojos y una flor blanca en la mano una anciana de 70 años que esperaba poder estar presente en el entierro.

Gómez Bolaños falleció por motivos aún no divulgados en su vivienda del balneario caribeño de Cancún (este), donde se trataba desde hace años de problemas respiratorios, dejando huérfanos a México y América Latina de uno de sus comediantes más queridos.

El domingo Gómez Bolaños recibió el cariño de miles de mexicanos en el emblemático estadio Azteca en un sobrio evento al que asistieron su viuda, la actriz Florinda Meza, y sus seis hijos.

El gobierno no anunció ningún homenaje oficial para “Chespirito”, aunque el presidente Enrique Peña Nieto expresó el viernes su pésame por la pérdida.

Fuente: La Nación de Chile