11 de junio de 2012

URI GELLER Y LOS OVNIS


IMAGEN DE  TRES OVNIS QUE SOBREVOLABAN EL CIELO DE ALEMANIA.
NO ERAN VISIBLES EN EL MOMENTO QUE URI GELLER DISPARO LA CAMARA
(FOTO: KADIMA PRODUCTIONS)

Andrija Puharich, en su libro “El Misterio de Uri Geller” (ED. Diana, México, 1975) cuenta que la vida del famoso psíquico ha estado marcada por una continua presencia ufológica. Según Puharich, Uri, sometido a hipnosis, manifestó que había sido elegido por unos seres situados en una nave espacial llamada Spectra. Estos seres detrás de los cuales se encontraría la fuente de los poderes de Uri, se manifestaban por medio de unas cintas que misteriosamente, se grababan solas en un magnetofón y desaparecían una vez que las había escuchado un grupo reducido de personas.

Los poderes de Uri provendrían y estarían controlados por estos seres, que se definían a sí mismo como entidades procedentes del planeta Hoova. “Hemos pasado nuestras lamas, cuerpos y mentes a computadoras y nos hemos trasladado varios millones de años luz hacía atrás para llegar al tiempo y dimensión de ustedes”, manifiestan en una de las grabaciones.

También se definen como Nueve Principios o Fuerzas. “Dios no es otra cosa que nosotros juntos, los Nueve Principios de Dios”, señalan.

Bajo esta denominación de Los Nueve efectúan una serie de revelaciones referente a la alquimia. Einstein, Buda, o las ramas nucleares, señalando que están ayudando a la especie humana desde miles de años.

El propio Uri, en su autobiografía “Mi fantástica Vida” (Ed. Grijaldo, Barcelona, 1975), relata numerosas encuentros con Ovnis, siendo el más impactante el que le ocurrió a bordo de un avión Lufthansa durante su primer viaje a Alemania. Según él, su cámara fotográfica, que se encontraba bajo el asiento de su amigo Shipi, se elevó sola por el aire y se colocó frente a él. Aunque a través de la ventanilla no se veía más que el cielo, Uri sacó una serie de fotos que, una vez reveladas, mostraron imágenes de Ovnis.

Uri ha señalado que “me resulta muy difícil esclarecer mis sensaciones básicas acerca de los incidentes con los Ovnis, las voces metálicas de las cintas, las materializaciones y las desmaterializaciones. Me cuesta mucho trabajo creer que las energías que están tras los poderes sean auténticos entes, o que tengan una procedencia extraterrestre. Creo que se trata de energías inteligentes. No deseo darles una forma. Nunca fui a la sinagoga o a la iglesia, pero creo en Dios y en una civilización superior, allende este sistema planetario y esta galaxia, puedo aceptar lo que ha estado ocurriendo”

Fuente:
Año Cero Año IX (Nº 03-0103-08)